Nombre: El caimán
Categorías: Drama
Director: Nanni Moretti
Año: 2006

Otras reseñas para esta película

Pedro Felipe * * * *
Diego Guerra * * * *

El caimán (2006)

El duce de los mass media

Atrás quedaron los días en que Bruno Bonomo producía, exitosamente, películas como "Maciste contra Freud", o "Mocasines asesinos". Los días en que, con películas que en últimas exudaban una marcada ideología de ultraderecha, Bonomo se levantó contra la dictadura del cine de autor, como bien señala un amigo suyo. Pero ya la productora de Bruno no es lo que era, las deudas lo agobian, su matrimonio se ha ido por el caño y su gente lo abandona, es entonces cuando una desconocida y novata realizadora pone en sus manos el guión de Il Caimano, la historia de un empresario que recibe de la nada (literalmente le cae del cielo) una maleta llena de dinero y, sin preguntarse de donde ha salido, lo invierte en toda clase de negocios legales e ilegales, que le permiten escalar posiciones en la Italia posmoderna, hasta hacerse dueño de todo un emporio mediático. Bruno lee el guión por pedazos y decide producirlo, demasiado tarde se da cuenta de que se ha metido en una película sobre Silvio Berlusconi, el político sin escrúpulos, dueño de media Italia, por el cual el propio Bruno ha votado una y otra vez. La producción de esta película será un auténtico calvario para el buen Bruno, que deberá afrontar el mayor reto de su carrera, una película que nadie en su sano juicio, en Italia, quisiera producir. Pero es que acaso, sólo un productor de serie B venido a menos y una directora desconocida, serían capaces de asumir el desafío de llevar a la pantalla la vida y la obra del ciudadano Kane del siglo XXI.


O más bien pudiéramos decir, sólo un director como Nanni Moretti, ya laureado con la Palma de Oro de Cannes (La habitacion del hijo, 2001), cuya filiación de izquierda no ha logrado convertirlo en un fanático de los dogmas marxistas, podía enfrentarse a este tema, y salir airoso del reto. Acaso porque Moretti sabe renunciar a la fácil biopic (ésa se la deja a los ficticios realizadores de su historia), y en lugar de hacer (otro) film de denuncia, opta por plasmar un brillante retrato de la sociedad italiana contemporánea, con audacia e inteligencia, la misma que parecen haber perdido sus coterráneos durante las últimas 3 décadas del idiotizante imperio del Duce de los mass media. Inscrito dentro de lo que la película ha ido mostrando, el epílogo que supone lo que podría ocurrir ante un juicio a Berlusconi, interpetrado por el propio Moretti, deja de ser panfleto para convertirse en metáfora, que es en últimas la finalidad de todo el arte narrativo. Asimismo, no es gratuito comentar que, en contraposición con lo que ocurrió con Fahrenheit 9/11 y George Bush en Norteamérica, escasos meses después del estreno de Il Caimano, Berlusconi perdió su puesto como primer ministro, aunque sigue siendo dueño de 3 canales de TV y varios periódicos.


Pero no hay que llorar, la televisión italiana era una de las peores del mundo aun antes de que Berlusconi se apoderara de ella. El buen cine italiano en cambio, de la mano de creadores como Moretti, podría recuperar esos días de gloria contra los que tanto peleó el simpático Bonomo.

Comentarios

Para comentar usted debe estar estar registrado, ingresar ó registrarse.