Nombre: Helvética
Categorías: Documental
Director: Gary Hustwit
País: Reino Unido
Año: 2007

Otras reseñas para esta película

Rodrigo Campos * * *

Helvética (2007)

Si la semana pasada alguien me hubiera preguntado qué tienen en común Jeep, Lufthansa, Nestle, Evian, 3M y el Metro de Nueva York, es muy probable que mi respuesta la hubiera buscado en alguna página de BusinessWeek. Pero gracias a Helvetica sé que lo que tienen en común estas empresas y millones de camisetas, afiches, cajas de cartón, bancos y portadas de revistas está en un pueblito de Suiza llamado Münchenstein, donde hace 50 años surgió un tipo de letra que se convirtió, en opinión de muchos, en el font oficial del siglo XX.

Si uno se fija bien, se da cuenta de que está en todas partes: formularios de impuestos, avisos en parques, aviones, carros, bicicletas, revistas, pendones, zapatos y vitrinas.

Sin embargo, pocos fuera del mundo del diseño le siguen la pista a esta letra, o a Verdana o a Georgia (mi favorita) o a Arial, la vecina pobre de Helvetica.

Helvetica, asi, sin tilde, toma su nombre de la Confederación Helvética, otro nombre para Suiza, el centro del mundo en cuanto a diseño se refiere. Y a través de Helvetica, el documental se mete en un pedazo del planeta inexplorado para muchos: usa el diseño gráfico y su evolución para contar otra historia reciente del mundo, del modernismo, de su revisión, y las implicaciones que tiene el uso de tal o cual tipo de letra para emitir un mensaje -y la ideología que representa-. ¿Cómo más se explica que una de las diseñadoras que aparece en la película diga que Helvetica es la causante de la guerra de Vietnam, y de la invasión a Irak?

Sí, los protagonistas del filme son nerds. Nerds de la tipografía.

Y son también unos apasionados por lo que hacen, y fueron o siguen siendo los mejores en su campo en el mundo. Y esa pasión que sienten por su trabajo se recibe sin filtros, y como espectador es muy fácil contagiarse. Antes de que la película termine, uno ya está pensando si tiene o no tiene Helvetica en su PC, cuál será el nombre del tipo de letra de su revista favorita o cuál de todos los genios que está hablando se inventó Times New Roman. (No fue ninguno de ellos.)

También se queda uno pensando en la cantidad de mensajes que la publicidad y el diseño en general le meten a uno en la cabeza sin que uno se dé cuenta, sólo cambiando el tipo de letra en la que dicen lo que dicen.

El director, Gary Hustwit, en una charla que siguió a la presentación de su película dijo que hace un par de años, cuando decidió empezar este trabajo, no podía creer que nadie hubiera hecho antes un documental sobre Helvetica. Y habrá seguramente muchos ahora que se pregunten cómo alguien puede haber pensado que hacerlo sería una buena idea.

Es una gran idea desde muchos puntos de vista, además del de la cámara. Por mencionar uno importante, la película abre los ojos de uno como espectador, le cambia la manera de mirar el mundo cercano. ¿Qué más se le puede pedir a un documental?

Comentarios

Para comentar usted debe estar estar registrado, ingresar ó registrarse.