Nombre: Linterna verde
Categorías: Acción, Infantil, Cómics, Familiar, Basada en un cómic
Director: Martin Campbell
País: Estados Unidos
Año: 2011

Otras reseñas para esta película

Diana Ospina Obando * ½

Linterna verde (2011)

¿Cómo gastar doscientos millones de dólares y hacer una película mala?

La respuesta la tiene  Martin Campbell y el equipo con el que realizó la película sobre Linterna verde.  Los primeros minutos de la película están dedicados, como suele suceder, a la presentación de los personajes principales. En este caso el protagonista es Hal Jordan (Ryan Reynolds) un temerario piloto de aviones incapaz de asumir responsabilidades.  Ahí empiezan las dificultades, es muy difícil sentir empatía por el  héroe de la historia, a pesar de conocer apartes de su doloroso pasado, este poco o nada nos conmueve, quizás porque Reynolds no consigue transmitirnos el sufrimiento de su personaje o, finalmente, porque, a la larga, no importa mucho.  La transformación emocional es bastante forzada, rápida y casi imperceptible para el espectador.  La eterna amiga enamorada de Hal, la hermosa Carol Ferris,  interpretada por Blake Lively tampoco logra generarnos nada, Lively parece atrapada en su personaje de Gossip Girl, con la cara seria de niña mimada de neoyorkina y muy lejos del papel de pilota experimentada transformada por las circunstancias  en ejecutiva,  conflicto que tampoco importa. El supuesto malo un profesor con problemas de autoestima subyugado por la sombra de su padre, da más pesar que los demás personajes probablemente porque su conflicto es más claro. 

Por su parte, Campbell tenía a su favor haber realizado conocidas y exitosas películas de acción  (Golden eye, La máscara del zorro, Límite vertical, por citar algunas). Algo de esa pericia se ve en ciertas escenas de  peleas pero no se aprecia en el ritmo general de la historia, que decae por varios momentos.  La película la ofrecen en 3D pero no vale la pena pagar la boleta cara, como en mi caso,  para corroborar que  esto poco o ninguna diferencia hace con una versión sin ese aditamento.

Por último, y por si fuera poco, la moraleja que la película pretende transmitir, el valor que consigue vencer el miedo (una fuerza poderosa y destructiva), nos lo machacan explícitamente de múltiples maneras, tanto que dan ganas de decir, ya entendí gracias…

Sí, Ryan Reynolds es muy guapo y hasta le luce el trajecito verde. Sí, ciertos efectos son bonitos pero qué historia de amor más vacía, qué pocos conflictos tiene ese personaje plano que es Hal Jordan al convertirse en superhéroe, qué aburridos los actores secundarios. Sin duda alguna, la idea fue crear una película apta para los más pequeños, ellos siempre tan subestimados,  y me temo, que solo ellos, gracias a  su corazón caritativo y no por falta de inteligencia, la disfrutarán sin pudores, aunque la olvidarán rápidamente.

Una lástima… y pensar que hacen una cosa así después de lo que se ha hecho con Batman o, con la no menos divertida,  Spiderman 2.

Comentarios

Para comentar usted debe estar estar registrado, ingresar ó registrarse.