volver a ochoymedio.info

¡Ánimo, Pedro Felipe!

Feb 20, 2008 por Javier Moreno

Me decía Alejo que esto de las presencias virtuales es extraño: Uno simplemente lee a una persona con constancia y al cabo de un tiempo genera de forma natural lo que sólo puede ser descrito como una amistad. No se necesita intercambiar palabras siquera, basta leer con juicio hasta encontrar la voz tras el texto al tiempo que imaginamos que -así estén hablando de cine, o precisamente por eso- nos están contando cosas sobre ellos mismos.

Pedro Felipe nos acompaña en ochoymedio desde hace exactamente un año (su primera reseña es del 17 de enero de 2007) y durante ese tiempo se ha convertido en uno de nuestros reseñistas más activos y prolíficos (con semanas de casi una reseña al día). Pedro Felipe es nuestro especialista en rarezas francesas, aunque de vez en cuando nos sorprende con afiladas reseñas sobre las películas de temporada. Tras un año con nosotros nos ha regalado cincuenta y siete jugosos textos donde nos habla de sus gustos cinematográficos y veladamente -quiero creer- de su vida en París. Y a través de estas reseñas lo hemos conocido al menos un poco, lo suficiente para preocuparnos cuando se ausenta por un tiempo y extrañarlo, como cuando uno no sabe de un amigo por largo rato.

Apenas hoy me enteré, gracias a Diana, que Felipe sufrió un accidente hace poco más de un mes. Un accidente duro, de esos que requieren aprender cosas de nuevo. Desde Barcelona quería desearle una pronta mejoría y mandarle mucho ánimo. Espero que dentro de poco pueda regresar a ochoymedio y continuar con sus reseñas que tanto disfrutamos.

2 comentarios para “¡Ánimo, Pedro Felipe!”

  1. Samuel dice:

    Me uno a ese abrazo y ese saludo de ánimo. Yo también espero que Pedro Felipe se recupere para que sigamos mirando un punto de vista muy distinto al nuestro. Nada como una buena discusión.

  2. Pedro Felipe dice:

    Estoy de acuerdo con varios puntos de su texto. Hay amistades que se crean sin que uno se conozca ni la voz; ya los sociólogos tendrán tiempo de examinarlas. Yo también me siento muy cerca de muchos colaboradores de ochoymedio y de ellos sólo conozco lo que escriben; por supuesto, Javier, vos sos uno de ellos. Con el resto de la nota estoy agradecido y conmovido, pues uno lanza reseñas como botellas al mar y casi nunca sabe qué opina el centenar de “clics” que pasa por ella. En fin, un accidente del que toma seis meses recuperarse (aunque todo parezca indicar que la verdadera curación dure mucho más), un accidente de esas características pone a pensar e inevitablemente a cambiar maneras de ser (y el plural no es accidental). Así que un abrazo, pronto estaré de vuelta, y nada: ¡Que la vida continúe!

Dejar un comentario